Archivo de la etiqueta: Iglesia Católica

¿Twitter en la casa de Dios? Nuevo Papa, Nueva Gestión.

PontifexTras la sonada renuncia del Papa Benedicto XVI a permanecer como cabeza  suprema de la Iglesia Católica, vimos como la cuenta de Twitter @pontifex se bloqueó el día 28 de Febrero, el día que expiraba su mandato y se mantuvo inactiva hasta el momento en el que Jorge Mario Bergoglio tomó las riendas de la Iglesia como el Papa Francisco.

Vimos como los administradores de las cuentas, ya que tiene 9 cuentas, la misma en diferentes lenguajes,  borraron todos los tweets vertidos por el anterior Papa y se puso el contador a 0. Un hecho que se ha dado numerosas veces en las cuentas institucionales de diferentes Administraciones tras el cambio en la dirección de estas. ¿Cuál es el motivo de estas acciones? La verdad que si la cuenta es institucional y no personal no parece que tenga mucho sentido.

¿Cuál es la gestión del equipo de comunicación del Vaticano?

La antítesis del manual de buena utilización y gestión de Twitter.

  • – Mensajes unidireccionales
  • – Falta total de feedback
  • – Personalización cero en los tweets
  • – Falta de utilización de jerga “twitteriana”

En conclusión, hemos visto como el cambio de Papa, que presuntamente va a realizar un cambio sustancial en la política vaticana acercando la Iglesia católica a los más desfavorecidos y “bajando a la tierra” a los mandatarios eclesiásticos, desde su nombramiento hemos visto como el Papa Francisco con gestos significativos como la renuncia a vivir en el lujoso palacio Papal o el cambio en la vestimenta ostentosa que solía utilizar su predecesor el Cardenal Ratzinger, no ha servido para modernizar y actualizar la política comunicativa del Estado Vaticano.

Habría que preguntar a los encargados de las Redes Sociales de la oficina del pontífice ¿Por qué queréis que el Papa tenga presencia en Redes Sociales?

Mi propuesta es que, partiendo de la base de que ya rompen el principio fundamental de las Redes Sociales que siempre critico a los políticos; “que cada uno debe ser el usuario real de su cuenta y debe apoyarse lo justo y necesario en sus asesores” por lo menos, podían transformar al Estado Vaticano en un Estado 2.0.

¿A quién no le gustaría ver la perspectiva que tiene el Pontífice desde el PapaMóvil?

¿Quién no tiene curiosidad por ver de vez en cuando qué es lo que come el Papa?

Si el Papa va realizando Checks en los sitios donde va ¿no humanizaría mucho más su labor y volvería a acercar a la Iglesia a aquellos que empiezan a distanciarse de ella?

Supongo que el Papa no tendrá un gran dominio  de las nuevas tecnologías pero sí que son conocidos diferentes cardenales por ser realmente activos en las Redes Sociales y hacer un buen uso de ellas, como el Cardenal de Nueva York, Timothy Dolan “@cardinaldolan” o el Arzobispo Metropolitano de Santo Domingo, @cardenallopez.

Con todos los medios que dispone el Vaticano, tanto económicos como sobre todo humanos, encontrar a un “crack” de la fotografía como Pete Souza, el fotógrafo oficial de la Casa Blanca, tampoco estaría de más.

Estas serían unas buenas medidas para modernizar la comunicación del Vaticano y acercar a una juventud que basa su comunicación en las Redes Sociales la labor que realiza el Sumo Pontífice y sus allegados.

Un pequeño paso para la Ciencia y un gran paso para las mujeres

Hoy hace justo 60 años que se produjo un pequeño paso para la Ciencia y un gran paso para las mujeres. Hay que remontarse al 15 de octubre de 1951, en la ciudad de México. Ese día, en el laboratorio Syntex, un grupo de científicos lograron sintetizar el primer anticonceptivo oral femenino basado en esteroides.

Considerada como uno de los 20 inventos más destacados de la historia de la humanidad, la píldora anticonceptiva ha supuesto una auténtica revolución para las mujeres, porque les ha permitido asumir de una forma altamente eficaz el control de la natalidad, es decir, el control de sus cuerpos y de sus vidas.

Sin embargo, se calcula que todavía hay alrededor de 200 millones de mujeres que no tienen acceso a la píldora por obstáculos morales y religiosos. Allí donde las mujeres han dado un paso hacia cotas de mayor libertad, los sectores más conservadores de la sociedad, entre los cuales se encuentra la Iglesia católica, se han empleado a fondo para cerrarnos el paso.

Esto, que puede resultar impensable para las jóvenes de hoy, era el pan de cada día hace sólo unas décadas en nuestro país, cuando la visión cristiana impregnaba la vida social de España –fundamentalmente de las mujeres-. Entonces, era un gran pecado tomar la píldora. Pero, en realidad, lo que les parecía intolerable era que nos atreviésemos a disfrutar de nuestra sexualidad al margen de la reproducción.

Lo que sorprende –en realidad no nos sorprende, nos indigna- es que todavía hoy estos sectores sigan combatiendo contra la libertad de las mujeres desde todos los frentes. En el caso de la píldora postcoital, la Ciencia ha desmontado la teoría de que provocaba la locura de quienes la tomaban, pero ahora le achacan otros `males´, como el divorcio, el aborto y hasta la crisis económica…

Aún así, las mujeres llevan 50 años tomando la píldora anticonceptiva. La batalla está ganada, pero ahora la amenaza se cierne sobre la píldora postcoital, que tantos embarazos no deseados está evitando. En los últimos meses venimos escuchando voces de dirigentes del PP que cuestionan que se dispense sin receta médica, una fórmula que se ha demostrado muy eficaz en cuanto a rapidez e intimidad para las mujeres. Es sólo un ejemplo más.

Las conquistas de las mujeres son todavía una amenaza para algunos sectores de la sociedad. Muy a su pesar, nosotras seguiremos peleando por la libertad d todas y celebrando los buenos pasos en favor de las mujeres.